martes, 14 de septiembre de 2010

Carpe Diem

El silencio de la noche devuelve parte de la cordura a mi ser,
entonces es cuando todo se transforma tranquilo en sosiego,
el señor morfeo me acaricia la frente pero aún no me da su toque,
pienso en el dia, sonrío, pienso el ella, sonrío aún más,
morfeo me besa la frente y em dispongo a dormir.

1 comentario:

  1. hola amigo kafla en el sueño se halla la paz que se duerme en ellos besitosss

    ResponderEliminar